MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

Audífonos inalámbricos MX W1 de Sennheiser

Ahora más que nunca tenemos música a nuestro alcance. Lejos, muy lejos están los días en que para poder escucharla había que tener un equipo de música para casa y quizás otro en el coche. O había que cargar una de esas estorbosas grabadoras como las que usaban en algunos vídeos de los 80s.

Manuel Delaflor / Revista Siempre!

Actualmente, sin embargo, tenemos a nuestro alcance otros dispositivos, tales como los reproductores de MP3, computadoras, palms, consolas de videojuegos y hasta teléfonos celulares en donde podemos traer nuestra música favorita.
Claro que no todo es color de rosa, la maldición es que todas estas posibilidades nos traen continuamente enredados entre cables. Cada reproductor trae sus propios audífonos, además de los cables para recargar las baterías, los de datos y etc. Para peor, los más delicaditos de todos son los de los audífonos, que hay que cuidar como si fueran de papel de china pues un jalón extra y adiós a la diversión.
Y bueno, hasta hace poco la única alternativa a los cables eran audífonos como de esos que se pone uno para subirse a un helicóptero, que venían con una pesada base que servía también para recargarlos, por lo que no eran precisamente algo como para andar llevando a todas partes.
Lo bueno es que los tiempos cambian y ahora es posible disfrutar de audífonos inalámbricos que tienen básicamente el mismo tamaño que los que vienen con su reproductor de MP3 o teléfono celular, que es a donde entran los que evaluamos esta semana.
De entrada, lo que más me atrae físicamente de estos MX W1 de la casa Sennheiser es que no hay ni siquiera una diadema uniendo ambos auriculares, cada uno es totalmente independiente y se ajusta a la oreja por medio de un interesante sistema de sujeción que llaman “twist to fit” que traducido sería algo así como “gire para embonar”.
El sonido es transmitido desde una pequeña caja que se conecta como si fuera el cable de los audífonos a su reproductor. Luego hay que encender el transmisor y los audífonos en un orden determinado, colocar éstos últimos en sus oídos y listo.
Me sorprendió la calidad de sonido, francamente buena aunque no radicalmente distinta de otros equipos inalámbricos que he probado. Otro punto importante, al menos para los que buscan un sonido “perfecto” es que el ajuste de los auriculares no es lo suficientemente firme como para dejarnos apreciar los bajos que los MX V1 son capaces de logar.
Un punto a su favor, en el sentido de la facilidad y conveniencia para el usuario, es que incluyen una pequeña base que además sirve para recargarlos, de donde es fácil conservarlos en el mismo lugar. Lo mejor de todo es que podrá recargarlos incluso sin tener a la mano una fuente externa.
Y es que a la base se le pueden poner baterías, de manera que puede recargar hasta tres veces al MX V1 sin tener que buscar una conexión. Dicho sea de paso, como algunos celulares, usted puede recargarlos también vía una conexión USB a su computadora.
Para los MX V1 Sennheiser utiliza una tecnología llamada Kleer, similar a otras de radio de corto alcance como el Bluetooth. La ventaja de Kleer es que utiliza menos energía, de donde su atractivo para dispositivos portátiles se entiende bien. Además presumen que no hay compresión de audio, pero en las pruebas que realizamos no notamos nada excepcionalmente diferente.
Otra ventaja de esta tecnología, aunque no pude probarla, es que es posible tener otro par de auriculares conectados de manera que podemos compartir la música con quien nosotros queramos.
En realidad el único punto flaco de los MX V1 es que su precio está muy por arriba de ofertas semejantes. Cierto, no utilizan Kleer, quizá su batería no dure tanto, quizás son más grandes y no tienen el mismo diseño, pero si cuestan 3 o hasta 5 veces menos pues las opciones simplemente no pueden ignorarse.

Algunas características:
Transmisor de 2.4Ghz
Imanes de neodimio en los transductores
Sistema “Twist to fit” en los auriculares
Transmisión de audio sin comprimir con tecnología Kleer
Base cargadora
Adaptador de corriente multi-formato (para varios países)

En resumen:
Gran sonido, gran diseño, el sistema “Twist to Fit” es bastante cómodo incluso si los traemos puestos por un buen rato… en resumen, los MX V1 son una gran idea que bien puede ser lo que anda buscando quien quiere estar a la vanguardia. Sin embargo, no deja de sorprenderme su precio. Vamos, si costaran la mitad no dudaría yo ni por una décima de segundo en recomendarlos.