MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

Ayudan a veteranos de guerra con lesiones físicas a integrarse a vida civil

 

María León

Tucson (Arizona),  (EFE).– Un grupo de 20 veteranos de guerra con lesiones físicas, entre ellos varios de origen hispano, participan en un campamento en la Universidad de Arizona (UA) para integrarse en la vida civil a través del estudio y el deporte.

"Nosotros no somos ‘incapacitados’ sino ‘capacitados’, esa palabra no debe de existir para los soldados que están llegando de las guerras de Irak y de Afganistán con sus lesiones", dijo a Efe Jo-Ann Rodríguez, una veterana de 42 años de edad y miembro del equipo de la Federación de baloncesto sobre sillas de ruedas en Puerto Rico.

"Para mí este programa es muy bueno para todos los veteranos, sobre todo para los nuevos veteranos que están aprendiendo que hay varios deportes que pueden practicar en una silla de ruedas y aquellos que ya tenemos varios años en este deporte avanzamos en nuestras técnicas de juego", agregó Rodríguez, quien juega baloncesto desde hace más de diez años en una silla de ruedas debido a que padece de esclerosis múltiple.

El campamento es el primer piloto de este tipo que se realiza en EEUU, y el cual busca no solamente ejercitar el cuerpo y la mente de los veteranos, sino también ayudarlos a desarrollar una profesión.

"Esta es una gran oportunidad para ver las opciones que tenemos", dijo a Efe Josué López, de 31 años y origen puertorriqueño, veterano de las guerras de Afganistán y Kosovo.

Manifestó que la vida fue muy difícil después que sufrió un accidente al caerse de una motocicleta mientras se encontraba de vacaciones en Alemania.

"Volví a nacer, mi accidente fue muy fuerte, tuve que aprender de nuevo a comer, usar mis manos, como si fuera un bebé", relató el veterano, quien está casado y tiene dos hijos.

Rodríguez aseguró que los veteranos de guerra con lesiones físicas requieren de más programas como éste, que finaliza el domingo, ya que muchos de ellos necesitan saber que hay formas de rehacer sus vidas.

"Puede ser que algunos no tengan un brazo o una pierna, pero pueden seguir siendo útiles a la sociedad y practicar deporte", aseguró.

Ambos veteranos hispanos expresaron gran interés en la oportunidad que les ofrece -como parte del programa- la Universidad de Arizona de continuar su educación superior, incluso con ayuda financiera.

Rodríguez, quien ya tiene una maestría en diseño gráfico digital, dijo que le gustaría seguir un doctorado en arte gráfico para ayudar a personas con limitaciones a rehacer su vida a través del arte.

Un deseo que también comparte López, quien analiza la posibilidad de venir a vivir a Estados Unidos para estudiar terapia física del deporte.

"Tenemos tantos veteranos que se han sacrificado por este país, que regresan con heridas que son permanentes, con necesidades físicas y emocionales, merecen una nueva oportunidad", dijo a Efe el congresista Raúl Grijalva (D-Arizona), cuya oficina ayudó a conseguir 250.000 dólares para el campamento en el que participan veteranos de Arizona, California, Florida, Texas y Puerto Rico.

"Podemos tener diferentes opiniones políticas sobre la guerra, pero nunca le podemos echar la culpa a los ‘guerreros’. Este programa que comienza aquí en Tucson esperemos que se convierta en un modelo a nivel nacional", agregó el legislador.

Algunos veteranos han encontrado en el deporte un gran estímulo, como es el caso de Orlando Pérez, de 34 años y quien forma parte de la selección de baloncesto de Puerto Rico.

"Esta es una buena oportunidad para compartir con otros veteranos nuestras experiencias, para que sepan que no es el fin del mundo, que sepan que podemos seguir haciendo las cosas, sólo que ahora con ‘estilo’ y en una silla de ruedas", dijo Pérez, a quien le gustaría seguir una carrera como consejero de niños discapacitados.EFE

ml/ma