MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

La Narcoviolencia, culpa de EU: Slim

 

 

 

MÉXICO, DF,  (apro).- La ola de ‘narcoviolencia’ que padece México tiene mucho que ver "con lo que pasa en Estados Unidos, con las armas que vende y la posición que asegura que allá no pasa nada", acusó hoy el empresario Carlos Slim ante corresponsales extranjeros.

 

Fuente: Revista Proceso

 

El dueño de Grupo Carso y Teléfonos de México (Telmex) dijo que le "preocupa mucho" la postura de Estados Unidos frente al problema del narcotráfico, justo cuando ese país se la pasa "armando a todo el mundo y con armas muy sofisticadas".

 

Consideró que se puede entender que las leyes de Estados Unidos permitan a sus ciudadanos comprar "una pistolita o una carabina", pero denunció que en cualquiera de las más de 12 mil armerías que hay en la frontera con México se puede adquirir armamento de alto poder.

 

Para el segundo hombre más rico del mundo resulta "inexplicable" pensar que el problema central del narcotráfico está en México y que en Estados Unidos sólo se registra un modesto "narcomenudeo".

 

Comentó que el gobierno del presidente Felipe Calderón está "atendiendo adecuadamente" la lucha contra el crimen organizado –que ha dejado más de 3 mil muertos en lo que va del año–, y estimó que "muchos de los problemas que hay pueden ser coyunturales".

 

Sobre el tema de los secuestros –fenómeno que provocó una fuerte reacción en el sector privado después del asesinato del hijo del empresario Alejandro Martí–, Slim dijo que el problema se había atendido muy bien hace unos años, pero se "había descuidado últimamente".

 

Sin embargo, consideró que "ahora existe nuevamente el compromiso del gobierno de volverlo a atender".

 

Y frente al tema de la crisis financiera estadunidense, Slim instó hoy a los países de la región, México incluido, a preservar y fomentar el empleo. 

 

Agregó que Latinoamérica también debería pensar en la aplicación de planes "contracíclicos" que permitan la creación de empleos, como por ejemplo la promoción de las pequeñas y medianas empresas, la construcción de carreteras y viviendas. 

 

Sin embargo, advirtió que las consecuencias de la crisis en la economía real aún son difíciles de precisar, e hizo algunas sugerencias a Estados Unidos para estabilizar la situación. 

 

Dijo que en lugar de pensar en la compra de los activos de las instituciones con problemas, se les debería capitalizar como planteó hace unos días el multimillonario estadunidense Warren Buffet, quien sugirió invertir unos 5 mil millones de dólares en la firma Goldman Sachs. 

 

"Este tipo de propuestas es lo que tienen que hacer los bancos, ese debería ser el camino del rescate bancario", dijo. 

 

Estimó que es "mejor capitalizar temporalmente las instituciones, y si es posible con capital privado como se ha hecho con los fondos soberanos… y lo que hizo Warren Buffet, que comprarles los activos". 

 

Siempre es necesaria la intervención del gobierno en los mercados, opinó, aunque éste debe limitarse a fungir como árbitro y meterse a jugar. 

 

Anunció que sus empresas –que abarcan entre otras la telefonía, construcción y restaurantes– mantendrán políticas ‘contracíclicas’, como la continuación de inversiones en infraestructura. 

 

Al cuestionarlo sobre su inmensa riqueza en un país con más de 40 millones de pobres, el ingeniero de origen libanés afirmó:

 

"Pensar que en países pobres no debe haber empresas fuertes es perverso; en los países pobres o en desarrollo, si no hay empresas fuertes el país difícilmente progresa". 

 

Subrayó que lo importante de la riqueza es que sirva para generar más riqueza y se administre bien para distribuirse entre la gente. 

 

"No me voy a llevar nada a la tumba", atajó el empresario, quien aseguró que no tiene ni un solo inmueble o cuenta de cheques en el extranjero.