MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

Secretos de corrupción

WASHINGTON,  (IPS)  – Las principales empresas petroleras mundiales
obstruyen los esfuerzos por erradicar la pobreza y la corrupción al
envolver sus acuerdos financieros con los gobiernos en un manto de
secretismo, según la organización Transparencia Internacional.

Por Abid Aslam

Esta organización anticorrupción con sede en Berlín señaló que las firmas
occidentales, pero también las del mundo en desarrollo, ocultan sus pagos
a gobiernos de países donde la riqueza de recursos naturales no permite
reducir la pobreza.

   Sesenta por ciento de los más pobres del mundo viven en esos países,
agregó Transparencia en su último informe anual sobre las ganancias de las
compañías petroleras y gasíferas.

   La mayoría de las constituciones asignan a la ciudadanía la propiedad
de los recursos naturales de los países, pero buena parte de los datos
sobre qué compañías pagan por el derecho a explotar estos recursos, y
sobre la forma en que los gobiernos gastan este dinero, siguen fuera del
escrutinio público.

   Las oportunidades de desarrollo son desaprovechadas en el proceso.

   "La trágica paradoja de que muchos países ricos en recursos sean pobres
se origina en la falta de datos sobre ganancias petroleras y gasíferas y
sobre cómo son manejadas. Las compañías deberían incrementar la
transparencia", dijo Huguette Labelle, presidenta de la organización.

   Las ganancias mundiales de las petroleras ascendieron en 2006 a unos
866.000 millones de dólares. Por menos de 10 por ciento de esta suma, el
mundo podría haber financiado los Objetivos de Desarrollo de las Naciones
Unidas para el Milenio, entre ellas reducir la pobreza, el hambre, las
enfermedades y el analfabetismo, señala el informe de Transparencia.

   La comunidad internacional estimó en 2006 que cumplir los objetivos,
fijados por la Asamblea General de la ONU en 200, costaría alrededor de
73.000 millones de dólares.

   El estudio de Transparencia Internacional, divulgado el lunes, también
concluyó que las firmas más transparentes tenían un buen desempeño
financiero, lo que sugiere que no hay una contradicción entre ganancias y
apertura.

   "La transparencia de los réditos es una ecuación de ganancia total. Los
beneficios para todos, especialmente los más pobres del mundo, pueden ser
enormes", dijo el director gerente de la organización, Cobus de Swardt.

   Cuando las empresas y los gobiernos son transparentes, los ciudadanos,
los periodistas, la sociedad civil y los investigadores pueden rastrear
los flujos de ganancias, lo cual obliga a los funcionarios públicos a
rendir cuentas y desalienta la corrupción, señala el informe.

   Con el encarecimiento sin precedentes del crudo, y con ganancias para
el sector calculadas en un billón de dólares para este año, solamente
entre los miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo
(OPEP), el informe señala que "la cuestión de la transparencia nunca fue
más crítica".

   Los gobiernos de los países productores tienen la responsabilidad
última de asegurar la transparencia y convertir en realidad el disfrute
por parte de sus ciudadanos de los beneficios petroleros, señala el
estudio.

   Transparencia prepara otros informes de evaluación del desempeño de
funcionarios en los países donde están radicadas u operan las principales
petroleras.

   En su último informe, la organización urge a las compañías a admitir
sus ganancias sin demora. En ese sentido, recomienda que las firmas
reporten, además, todos los pagos que realizan a cada gobiernos.

   Unas pocas empresas proporcionan cifras, pero solamente mundiales y
regionales.

   Transparencia pretende que las compañías publiquen también sus pagos
país por país, sus reservas, costos de producción y medidas
anticorrupción, incluidos los detalles de castigos impuestos al personal
involucrado en actos deshonestos.

   La organización también urge a gobiernos, bolsas de valores y agencias
de regulación a volver obligatorios tales informes para las empresas que
operan en los ámbitos nacional e internacional.

   Las agencias regulatorias y las empresas, agrega, deberían acceder a
publicar información en un formato uniforme y accesible que facilite las
comparaciones.

   A menos que se concreten estos cambios, una nueva generación de actores
globales –compañías de los países emergentes de Asia, América Latina y la
antigua Unión Soviética– perpetuarán la pobreza, la represión y la
degradación ambiental, señala el informe.

   Entre las firmas de los países en desarrollo menos transparentes en sus
operaciones, el estudio identifica a China National Offshore Oil, China
National Petroleum, la india Oil and Natural Gas, Petronas de Malasia,
Pertamina de Indonesia, Kuwait Petroleum, Lukoil de Rusia y PDVSA de
Venezuela.

   Al final de la lista de firmas que aparecen en el informe figura la
estadounidense ExxonMobil, considerada la petrolera financieramente más
poderosa.

   Las empresas mejor ubicadas, pero que de todos modos no cumplen con los
estándares de transparencia deseados, el informe incluye a PetroChina, la
mexicana Pemex, la brasileña Petrobras y el conglomerado anglo-holandés
Shell.

   Varias de las compañías citadas han defendido sus prácticas de
revelación de información.

   Algunas se negaron a formular comentarios sobre el informe de
Transparencia Internacional, mientras que otros dijeron discrepar con los
métodos o conclusiones de la organización.

   El informe reconoce que la industria ha avanzado, pero alega que estos
progresos siguen siendo insuficientes.
(FIN/IPS/traen-js-mj/aa/ks/wd if md dv nr/08)