MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

Washington asegura que disminuye la narcoviolencia en México

Washington, (apro).- Pese al enfrentamiento armado entre narcotraficantes este fin de semana en Tijuana, Baja California, en el que fueron ejecutadas 15 personas, John Walters, el zar antidrogas estadunidense, dijo hoy que “está bajando” el nivel de narcoviolencia en la frontera norte de México,.

Por j. jesús esquivel  de la Revista Proceso

El jefe de la Oficina Nacional de Políticas para el Control de las Drogas de la Casa Blanca aseguró que el nivel de “la violencia en el área de Nuevo Laredo, gracias a Dios, ha bajado como consecuencia de los esfuerzos de las agencias de la ley de México y Estados Unidos, y por la presencia militar a lo largo de la frontera”.

Durante una conferencia de prensa con los corresponsales de medios extranjeros acreditados en Washington, el funcionario federal buscó así minimizar el problema de la narcoviolencia que priva en el norte de México.

Sostuvo que las ejecuciones y enfrentamientos armados, como el desatado este fin de semana en Tijuana, ocurren por la lucha que libran entre sí los narcotraficantes para ganar el control de las rutas del trasiego de narcóticos.

Además, dijo, que se trata de una demostración de que la estrategia de combate al crimen organizado que desarrolla el gobierno de Felipe Calderón está rindiendo frutos.

“Algo de la violencia se movió hacia el oeste de Nuevo Laredo, y ha habido, claro, un aumento de violencia reciente en el área de Tijuana; estamos trabajando para tratar de compartir información sobre cómo atacar a esas organizaciones en ambos lados de la frontera”, puntualizó Walters.

Como en otras ocasiones, el zar antidrogas rechazó que la narcoviolencia evidencie ahora que los narcos son más poderosos que nunca, y que han logrado intimidar a las agencias gubernamentales.

Insistió en que Washington está enfocado en hacer lo necesario para contener el tráfico de armas de fuego a territorio mexicano.

Subrayó que “estamos trabajando para atajar las armas que continuamente han sido usadas para matar a valientes hombres y mujeres de México que se anteponen a estos grupos, queremos acelerar esa lucha y estamos colocando a más agentes de la ATF –Agencia de Control de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos– a lo largo de la frontera y ya trabajan con sus colegas mexicanos para rastrear e identificar a las grupos que mueven las armas”.

El gobierno de Estados Unidos, según Walters, se encuentra muy interesado en apoyar la lucha de México contra el crimen organizado, y por ello destacó que el presidente George W. Bush solicitó al Congreso los 950 millones de dólares para financiar los primeros dos años, de tres, de la Iniciativa Mérida.

El encargado de diseñar y aplicar las estrategias para contener el consumo de drogas en Estados Unidos, reconoció que en el Capitolio aún no se tiene un plazo preciso sobre cuándo se aprobará el paquete por 500 millones de dólares que solicitó Bush para el financiamiento del primer año fiscal de la Iniciativa Mérida.

“Obviamente el Congreso tiene sus propios puntos de vista y tendrá que tomar la decisión final, pero estamos tratando de ayudar a explicarles que el paquete tiene que ser como se solicitó y se debe aprobar rápidamente”, dijo Walters.

Los 500 millones para el primer año y los 450 para el segundo, se le entregarían a México en equipo militar, asistencia tecnológica y de inteligencia, así como en programas de entrenamiento para militares y agentes federales mexicanos que se aplican en la lucha contra el narcotráfico.

“No puedo decir exactamente de cuánto dinero será el paquete, pero queremos que sea como lo solicitamos, y no creo que alguien tenga alguna duda de que la Iniciativa Mérida es una buena inversión para Estados Unidos”, remató Walters.

Comentó que debido al control que tienen los mexicanos y colombianos de las rutas del trasiego de drogas hacia Estados Unidos, los productores de narcóticos en Sudamérica han tenido que diversificar sus mercados y ahora están concentrados en meter sus productos ilícitos en Europa.