MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

Obama convoca a reunión sobre reforma migratoria, según fuente oficial


Por María Peña

Washington,  (EFE).- El presidente de EE.UU., Barack Obama, convocó a una reunión para el mes próximo con líderes de ambos partidos del Congreso para discutir formas de avanzar en una reforma migratoria este año, dijo a Efe una fuente del Gobierno.

"El presidente quiere discutir con los congresistas demócratas y republicanos formas de avanzar en este asunto, de encontrar un punto de partida para iniciar el debate sobre la reforma este mismo año", afirmó la fuente, que pidió el anonimato.

La reunión está prevista para el próximo 8 de junio, pero la "lista final" de congresistas invitados al encuentro no está disponible aún, agregó.

Como ya ha hecho con otros temas prioritarios para su Administración, Obama quiere involucrar en el diálogo a todas las partes interesadas en la reforma migratoria.

Consultado por Efe, el portavoz del grupo de legisladores hispanos del Congreso, Miguel Ayala, dijo no tener conocimiento de primera mano sobre la reunión.

El congresista demócrata de Illinois Luis Gutiérrez ha encabezado una campaña nacional para recabar más apoyo de la opinión pública para la reforma migratoria.

Gutiérrez concluyó recientemente una gira nacional por una veintena de ciudades, en las que se reunió con líderes comunitarios y activistas pro-reforma para escuchar de primera mano los testimonios de personas afectadas por las redadas y deportaciones.

El problema de la inmigración ilegal es otro de los asuntos que heredó la joven Administración Obama, por la que afronta fuertes presiones de grupos a favor y en contra de la reforma migratoria.

Hoy mismo, un comité del Senado realizó una audiencia para discutir el problema. En esa audiencia, el demócrata Charles Schumer señaló que, según la Patrulla Fronteriza, el número de detenciones en la frontera sur entre octubre de 2008 y el pasado 15 de mayo ha bajado 27% respecto al mismo período del año fiscal anterior.

La mayoría de los demócratas apoya un proyecto de ley de reforma -similar al que fracasó en 2007- y que incluya elementos para la seguridad fronteriza y una vía para la legalización de los inmigrantes clandestinos.

"El presidente intenta cumplir su promesa de abordar la reforma migratoria durante su primer año" de mandato, dijo en un comunicado Frank Sharry, director ejecutivo del grupo pro-inmigrante America’s Voice.

"Las pruebas a favor de una reforma migratoria integral son abrumadoras" y Obama "está demostrando liderazgo, y su capacidad de reunir a un grupo diverso de personas para hablar de un problema urgente es un paso" importante, agregó Sharry.

Pero, como han hecho en años anteriores, los grupos conservadores también mantienen su oposición inamovible a la reforma, por considerarla una "amnistía" inmerecida para quienes han violado las leyes al cruzar ilegalmente a EE.UU.

Se calcula que hay alrededor de doce millones de inmigrantes indocumentados en Estados Unidos, y en el Congreso aumentan las presiones por echar a andar una reforma que permita la legalización de buena parte de la población indocumentada.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por su sigla en inglés) se encuentra inmerso en una evaluación exhaustiva de las políticas migratorias del país.

Por ahora, la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, ha dicho que el Gobierno continuará las redadas, pero éstas estarán enfocadas principalmente en las empresas que a sabiendas contratan a inmigrantes indocumentados.

El DHS tiene previsto continuar la política de encarcelar y presentar cargos contra los inmigrantes indocumentados detenidos por la Patrulla Fronteriza en la línea divisoria con México.

También planea seguir con el controvertido programa "Comunidades Seguras", para identificar y deportar de EE.UU. a los inmigrantes indocumentados con antecedentes criminales, incluso aquellos que purgan pena en cárceles locales, no sólo federales y estatales como hasta ahora. EFE

mp/cs/eat