MyCityLinked

Browse By

MyCityLinked

EEUU prevé 14 tormentas y 7 huracanes en la temporada que comienza en junio

 

 

Washington,  (EFE).- La Administración Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA, por sus siglas en inglés) prevé que la temporada de huracanes 2009 será más suave que el pasado año, pero aun así calculan que habrá 14 tormentas y 7 huracanes, 3 de ellos de gran intensidad.

NOAA presentó hoy sus previsiones para la temporada de huracanes que comienza el próximo 1 de junio, después de que el año pasado fuera una de las más activas.

El año pasado se registraron 16 tormentas y 8 huracanes, uno de ellos, el IKE, alcanzó categoría 4 y dejó cientos de víctimas a su paso por el Caribe.

En una rueda de prensa, el principal meteorólogo del departamento dedicado a analizar la temporada de huracanes, Garry Bell, indicó que esperan que haya entre 9 y 14 tormentas, que recibirán su respectivo nombre, de las que entre cuatro y siete pueden llegar a convertirse en huracán.

En el caso de los huracanes, indicó que de uno a tres pueden llegar a ser grandes huracanes de categoría 3, 4 ó 5, de la escala Saffir-Simpson, que tiene un máximo de cinco.

Este año se esperan menos huracanes porque las temperaturas de la superficie del océano son levemente más frías y los vientos más fuertes en la parte alta de la atmósfera sobre el Atlántico.

Según explicó Garry Bell, el principal meteorólogo del departamento dedicado a analizar la temporada de huracanes, existe un 70 por ciento de probabilidad de que este año se formen entre nueve y 14 tormentas tropicales, que recibirán su respectivo nombre.

De ellas, entre cuatro y siete pueden llegar a convertirse en huracán.

En el caso de los huracanes, Bell indicó que de uno a tres pueden llegar a ser grandes, de categoría 3, 4 ó 5 en la escala Saffir-Simpson, que tiene un máximo de 5.

El meteorólogo aseguró que "el pronóstico no se trata solo de números, sino de tomar medidas", al insistir en la importancia de la preparación previa para evitar víctimas.

La NOAA ha pedido a los ciudadanos que se preparen para la temporada de huracanes, en particular los que viven en zonas de alto riesgo como Florida y Luisiana, y que tengan planes de contingencia familiar.

"La gente tiene que estar preparada para proteger a su familia y no esperar al próximo pronóstico del tiempo", dijo el director de la Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA), William Craig Fugate.

Los expertos indicaron que, debido al cambio climático, la incertidumbre es mayor a la hora de hacer pronósticos, aunque según apuntó la directora de la NOAA, Jane Lubchenco, el calentamiento global "no afecta al número de huracanes, sino a su intensidad".

En un hangar del Aeropuerto Nacional Ronald Reagan, Lubchenco presentó el avión Ws-3D que utilizan para medir las condiciones meteorológicas en el océano y estudiar la evolución de las tormentas.

La temporada de huracanes comenzará el 1 de junio y la NOAA revisará sus previsiones en agosto, que suele ser el mes que registra mayor actividad.

La primera tormenta tropical de la temporada 2009 llevará el nombre de "Ana" cuando alcance los 62 kilómetros por hora.

Las tormentas tropicales se convierten en huracanes cuando alcanzan los 119 kilómetros por hora y pasan a ser de gran intensidad cuando superan los 178 kilómetros por hora.

Una temporada normal de huracanes tiene de media 11 tormentas tropicales, incluidos seis huracanes, de los que al menos dos suelen ser de gran intensidad. EFE

elv/mla/esc